RSS

Archivo de la categoría: viajes

El hombre que tardó 173 años en volver a casa (1832-2005)

En 1832 el japonés Yamamoto Otokichi tenía tan solo 14 años y no podía ni imaginar que el corto viaje de rutina en el que se iba a embarcar, transportando arroz y porcelana a Tokio, se convertiría en un épico viaje alrededor del mundo tratando de volver a casa.

Cabo Flattery, donde llegó en 1833 Otokichi, 13 meses después  de ser varado a la deriva por una tormenta en Japón

El barco mercante en el que viajaba fue alcanzado por una tormenta y arrastrado a la deriva por el Océano Pacífico durante 13 meses. Durante ese tiempo, los 14 marineros se alimentaron a duras penas con el arroz que transportaban, agua de lluvia y desalinizada y, ocasionalmente, con algún pescado.

En el invierno de 1833, cuando su barco llegó a la orilla cerca de Cabo Flattery (EEUU), sólo tres de los catorce marineros habían sobrevivido. La mayoría de la tripulación había muerto de escorbuto.

Por Guillermo

Otokichi y sus compañeros se encontraron de inmediato con un grupo de indios Makah, cazadores de focas, que saquearon los restos del barco y esclavizaron a los tres desdichados marineros.

La noticia de que los Makah habían tomado a tres “chinos” como esclavos llegó a oídos de John McLoughlin, jefe de la Hudson Bay Company en Fort Vancouver.

En junio de 1834, un barco de rescate fue enviado por McLoughlin para tratar de comprar la libertad de los tres hombres, que se consiguió a cambio de una cuantas mantas de algodón de colores. 

Más información »

 
Deja un comentario

Publicado por en febrero 16, 2012 en guillermo, personajes, viajes

 

Un turista diferente en Canarias

Terje Sorgjerd, un noruego apasionado de la fotografía natural ha sido uno más de los miles de turistas que han pasado estas últimas semanas por Tenerife. Estuvo de vacaciones en la isla una semana, del 4 al 11 de abril…

Sin embargo hay una gran (gigantesca) diferencia entre él y el resto de la marabunta que se apila en las playas tostándose o achicharrándose en la arena luciendo sus barrigas coloradas de sol y cerveza… Terje ha venido a disfrutar de otro tipo de espectáculo.

Ha sabido capturar otro tipo de recuerdos, ha sabido llegar dónde los guías no llegan y ha vivido la otra faceta, apasionante y desconocida, de las islas Canarias: Su cielo.

Llegó en el mismo avión cargado de adolescentes juerguistas, frentes pálidas y colchonetas inflables que el resto de turistas. Se alojó en los mismos hoteles de piscinas con niños gritones, hamacas y pulseras de todo incluido. Atravesó los mismos paseos llenos de chiringuitos, paellas y sangrías con sombrillita… miró, comparó y se buscó algo distinto.

El cielo nocturno del Teide fue su elección… Durante sus días de ocio, cambió el bañador por un abrigo, se calzó su cámara y su trípode y subió a disfrutar de una de las maravillas más ocultas y maltratadas de nuestra breve existencia: Mirar hacia arriba.

Y es que Terje tiene clase hasta para elegir la música. Ha montado su espectacular timelapse con los mágicos sonidos de un viejo conocido de la Aldea, Ludovico Einaudi.

Al terminar su semana de vacaciones, Terje Sorgjerd se irá con la memoria impresa de luz cósmica. Otros regresarán con la maleta llena de cartones de cigarrillos sin impuestos.

The Mountain from Terje Sorgjerd on Vimeo.

(La foto que aparece en este post es de mi buen amigo y mejor astrofotógrafo, Daniel López, otra de esas pocas personas que disfruta con los placeres más baratos de la vida)

Para conocer las novedades de la Aldea

Suscríbete a los Feeds Irreductibles

 
12 comentarios

Publicado por en abril 15, 2011 en astronomia, Canarias, viajes

 

Speaker’s Corner: Dos tipos dicen ser Jesucristo… Uno debe estar equivocado

Decía el gran Knopfler en su inmensa "Industrial Disease", una de las canciones más satíricas de nuestra moderna sociedad, que cuando pasaba por el Speaker's Corner en el Hyde Park de Londres no podía evitar quedarse asombrado escuchando.

Londres 697
Domingo de oradores en el Speaker's Corner de Londres

Y es que Speaker's Corner (la esquina del orador) es uno de los lugares más curiosos y frikies que se pueden visitar en la capital británica. Una de esas perlitas fuera de las típicas rutas de turistas que os recomiendo visitar y que a buen seguro no os dejarán indiferentes… No hay grandes edificios, no hay monumentos espectaculares… tan sólo hay gente, aunque eso sí… la gente más variopinta que puedas encontrar en mucho tiempo 😀

Londres 694
"He descubierto el secreto de la eterna juventud" – demasiado tarde, diría yo

El funcionamiento es bastante simple: La gente se reune los domingos para hablar, para discutir y debatir sobre cualquier tema. Lo único que tienes que hacer es buscarte una buen taburete, silla o escalera que te sirva de tribuna, subirte a lo alto y soltar tu discurso… (seguir leyendo)

Más información »

 
 

LA ÚLTIMA LUNA DE UN AVENTURERO (1922)

No es ningun secreto mi debilidad por la figura de Ernest Shackleton, por eso ha sido una pequeña sorpresa para mí encontrar esta increíble fotografía de su última expedición. Su último viaje a la antártida, la expedición Shackleton-Rowett en la que fallecería de un ataque al corazón.

El 05 de enero de 1922, Shackleton se quedaba allí, en Grytvyken, un helado punto de la antártica Gergia del Sur, donde él se desenvolvía mejor que nadie y donde aún hoy descansan sus restos.

Aquella expedición Quest es considerada la última aventura de la Edad heroica de la exploración de la Antártida… Después de ella, comenzaría la Edad mecánica y creedme… no es lo mismo…

Esta fotografía tomada en aquella expedición me lo ha recordado… Una fotografía llena de belleza, de paz… pero que al mismo tiempo esconde el valor y arrojo de aquellos tiempos de aventureros y soñadores.

Shackleton – Rowett Expedition, Antarctica, 1921-1922 | Dominio Público

Yo siento que no soy útil para nadie a menos que me encuentre enfrentándome a las tormentas en territorios inexplorados.
Ernest Shackleton

Música del Post | Greg Laswell
http://www.goear.com/files/external.swf?file=f40bb29

————————-
Archivado en la Sección: Album de Fotos

Para conocer las novedades de la Aldea
Suscríbete a los Feeds Irreductibles

 

UN VISTAZO A LAS PUERTAS DEL INFIERNO EN LA ANTÁRTIDA (1908)

Todas las mitologías tienen su particular concepción del Universo, su manera de organizar el mundo humano y el de sus divinidades. Sin embargo, en la mayoría podemos encontrar una separación bastante clara entre el mundo en el que vive el hombre y el mundo donde viven los dioses.

Monte Erebus Fuente: Flickr Licencia Creative Commons

Los primeros en tener una completa organización divina fueron los egipcios que, a su vez, dividieron los mundos de los Dioses en dos apartados… el cielo y el inframundo.

Aquella concepción egipcia duró más de 3.000 años, hasta mediados del siglo VI de nuestra era, cuando Justiniano I, prohibió definitivamente el culto a los dioses egipcios… Sin embargo, tres milenios de influencia religiosa son mucho tiempo, y la mayoría de las culturas y mitologías se han visto, de una o de otra manera, influidas por el legado egipcio.

Griegos, romanos, judios, cristianos… todos han heredado esa costumbre de mirar al cielo en busca de Dioses, y tambien, por supuesto, mirar hacia abajo… a las tenebrosas sendas del inframundo.

Érebo era un Dios primigenio griego, hijo de Caos y hermano de la Noche, y representaba la oscuridad y las sombras. Un lóbrego dios creador de las brumas y nieblas que rodeaban los bordes del mundo y los lugares subterráneos.

Monte Erebus Fuente: RossSea.info

En castellano Erebo es sinónimo de infierno y quizá esa era la idea que tenía Sir James Clark Ross, el primer explorador que llegó a verlo y que lo bautizó así el 27 de enero de 1841, cuando se encontró con aquella increíble sorpresa: El volcán activo más al sur del mundo.


Nube lenticular sobre el Monte Erebus Fuente: Thelivingmoon.com

Desde que edité el Podcast dedicado a Ernest Shackleton tenía ganas de hablar de este espectacular volcán en la Sección de Lugares en el Mundo, y hoy nos vamos a dar una vuelta por él, de la mano de la mitología, la historia y la fotografía.

Porque, aunque fue James C. Ross quien lo bautizó igual que su barco en 1841, la hazaña de conquistar su cumbre tuvo que esperar más de 60 años, hasta 1908, fecha en la que la Expedición Nimrod encabezada por Shackleton, consiguió ascender hasta los 3794 metros de su crater… Un crater que además sigue siendo uno de los pocos lagos de lava activos en todo el mundo. El espectáculo tuvo que ser emocionante.

Crater del Monte Erebus Fuente: Web del profesor Bill Rose

La escalada comenzó el 07 de Marzo y ya desde el principio comprendieron que se encontraban en un lugar extraordinario… La base del volcán, aquella morada en la antártida del terrible dios del inframundo, se hallaba repleta de chimeneas humeantes… Cientos de fumarolas bordean la base del Erebus dejando un espectáculo geológico único en el mundo.


Fumarola en la base del Erebus Fuente: Neatorama

La ascensión duró cinco largos días (del 07 al 11 de Marzo dE 1908) y dejó al equipo de intrépidos escaladores totalmente agotado o en palabras del propio Eric Marshall de regreso al campamento: “prácticamente muertos”.

Sin embargo, la recompensa de aquellos hombres de la Expedición Nimrod fue la de ser los primeros seres humanos en contemplar con sus propios ojos, las puertas blancas al infierno del dios Erebus.

Aquí os dejo una impresionante foto desde el espacio de su crater, realizada por la NASA:


Crater del Monte Erebus desde el espacio Fuente: Nasa Dominio Público Click aquí para ver FOTO COMPLETA

Archivado en la Sección: Lugares del Mundo

Música del Post Pete Yorn

Para conocer las novedades de la Aldea

Suscríbete a los Feeds Irreductibles

 
6 comentarios

Publicado por en septiembre 28, 2009 en expediciones, Lugares en el Mundo, mitologia, viajes

 

Podcast Irreductible 26 – Shackleton y el Endurance

PODCAST LA ALDEA IRREDUCTIBLE
CAPÍTULO 26 – SHACKLETON Y EL ENDURANCE

Creo que ya he perdido la cuenta de los artículos que he escrito para la Aldea sobre Sir Ernest Shackleton.

Aquella Expedición del Endurance se embarcó en un viaje que terminó aunando muchas de las mejores cualidades que el ser humano es capaz de exhibir… fortaleza, compañerismo, aventura, supervivencia, resistencia…

Resistencia, precisamente ese es el significado de Endurance, el barco que todos tenemos en la memoria cuando pensamos en Shackleton… Un barco aprisionado por el hielo y unos marinos que pasarían dos años atrapados por el Polo Sur.

Principios del Siglo XX… Una época llena de pioneros en la conquista de la Antártida con nombres como Scott, Amundsen y por supuesto Ernest Shackleton.

Así pues, hoy… en el Podcast de la Aldea Irreductible, vamos a pasar frío… mucho frío… Viajamos al inconmensurable desierto azul de la mano de uno de los últimos aventureros… Shackleton y los irreductibles de la Expedición Endurance.

Espero que os guste el trabajo.
http://www.archive.org/flow/flowplayer.commercial-3.0.5.swf

http://www.ivoox.com/playerivoox_ep_122877_1.html

DESCARGAR EL PODCAST:

——————————————————
SUSCRIBETE AL PODCAST DE HISTORIA Y CIENCIA
LA ALDEA IRREDUCTIBLE

 
6 comentarios

Publicado por en septiembre 16, 2009 en expediciones, historia, personajes, Podcast, viajes

 

MINIFICHA 50 – POLIZÓN EN EL BARCO EQUIVOCADO (1914)

Una de las primeras cosas que hice al llegar a Tenerife fue leerme la Saga de Cienfuegos, de Alberto Vazquez Figueroa… Una increible serie de pequeñas novelas (Cienfuegos, Caribes, Azabache, Montenegro, Brazofuerte y Xaraguá) en las que se cuentan las aventuras y desventuras de un pastor de la Gomera.

Cienfuegos es un joven enamorado que, huyendo de un marido celoso, escapa de polizón en un barco amarrado en aquella isla… El barco en el que se escondió sin saberlo se llamaba La Santa María y se dirigía a una de las aventuras más prodigiosas de la Historia de la Humanidad: El descubrimiento de América.

Algo así le pasó a nuestro protagonista de hoy, salvo que la historia de Perce Blackborow, aunque también parece una novela… ocurrió realmente.

El nombre del barco… Endurance.

Perce Blackborow y el gato Chippi (la mascota de la tripulación de Shackleton) Wikicommons

Perce Blackborow era un joven de apenas 18 años que, con la ayuda de unos amigos se escondió de polizón durante la escala que el Endurace realizó en Buenos Aires, antes de partir hacia la Antártida.

Durante la travesía, Shackleton descubrió a Blackborow pero ya era demasiado tarde para desembacarlo… Estaban en medio del mar de Weddels y no había marcha atrás.

Shackleton lo cogió de la solapa, lo empujó hasta su camarote y con la intención de darle un buen escarmiento le intentó asustar diciendo:

¿Sabes, muchacho, lo que solemos hacer con los polizones en estas expediciones?

Blackborow se encogió de hombros y Shackleton le volvió a hablar:

Los polizones como tú, son los primeros que nos comemos cuando la comida escasea y estamos al borde de morir de hambre

El joven no se amilanó y le respondió:

Bueno, en ese caso, creo que sería mejor empezar por usted, conseguiríamos más alimento“…

Aquella respuesta, hizo sonreir al capitán que no tuvo otro remedio que incluirlo como parte de su tripulación… tampoco le quedaban muchas más opciones…

Endurance encallado en los hielos de la Antártida Fuente Dominio Público

La Expedición de Shackleton, como bien sabemos, fue una de las más duras de la Historia… Quedó atrapada en una plataforma de hielo y su periplo duró dos años (1914-1916) hasta ser rescatada en Isla Elefante.

Blackborow fue uno de los más entregados componentes de aquella aventura del Endurance y aunque perdió todos sus dientes a causa del escorbuto y le tuvieron que amputar su pierna derecha gangrenada, consiguió salir vivo de aquel infierno blanco.

——————————-
A este joven polizón lo he descubierto durante estas últimas semanas en las que estoy empapándome de Endurance para realizar un Podcast. Apenas hay mucha más información sobre él, salvo la que podéis encontrar en coolantarctica.com, pbs.org o la wikipedia (inglés)

Archivado en la Sección: MiniFichas

Para conocer las novedades de la Aldea
Suscríbete a los Feeds Irreductibles